¿Contrato un pintor o lo hago yo mismo? - Saber y Hacer

¿Contrato un pintor o lo hago yo mismo?

Escrito por: | Publicado en la categoría: Color y pintura Pintor pintando rayas en la pared

Ponemos sobre la balanza las ventajas que cada una de las opciones tiene a su favor, cada uno sabrá si está dispuesto o no a pagar por un trabajo de pintura en casa.

Publicidad

El dinero no es lo único que nos ahorraremos al buscar un profesional que pinte nuestra casa. Pero el hacerlo por nuestra cuenta también tiene sus conveniencias. Repasemos los puntos de cada opción para decidir por la mejor en cada caso.

Ventajas de contratar a un pintor

Elegir de acuerdo al precio: Este es el motivo por el que muchos se preguntan si contratar un pintor o ahorrarse el dinero. Y aunque la mano de obra especializada no es económica, puedes pedir presupuestos a pintores para evaluar el que más te convenga de acuerdo al trabajo a realizar y a tu bolsillo. Para esto te pueden ayudar sitios como presupuestos.com

Garantía: Un buen pintor tiene que hacer un trabajo prolijo y por sobre todo duradero. En el caso de que hayan problemas que surjan por una mala aplicación de la pintura el trabajo debería ser reparado sin costo alguno. Este es un servicio que debe brindar el profesional y que tienes que consultar antes de hacer el trabajo.

Rapidez: Otra cosa que caracteriza a una persona que se dedica a la pintura es la velocidad con la que realiza la obra. Está claro que tiene su técnica y a través de la práctica a mejorado el tiempo para realizarla, lo que seguramente tu no lograría superar.

Mejor acabado: De la misma manera que el punto anterior, si contratas a un profesional de la pintura es para que realice un mejor trabajo, por lo menos mejor de lo que lo harías tu. Muchas veces se dice que un trabajo de un buen pintor es el que no se nota.

Seguridad: Un punto muy importante. En el caso de pintar paredes en altura, techos, balcones y otras “áreas peligrosas” deberías plantearte la posibilidad de que sean realizadas por una persona con experiencia, con los elementos de seguridad correspondientes y con seguro de accidentes.

Ventajas del “hágalo usted mismo”

Ahorro en mano de obra: Algo que no se puede dejar de pensar. En el caso de la pintura de casa muchas veces la mano de obra es mucho más cara que los materiales, incluyendo las herramientas de bajo costo. Un punto a favor de hacerlo por tu cuenta.

Flexibilidad horaria: No tendrás personas trabajando en tu hogar en los horarios habituales. Podrás hacer el trabajo cuando tu quieras en tus ratos libres. Aunque la culminación de la obra puede postergarse demasiado.

Aprendizaje: No hay duda que con cada cosa nueva que emprendemos también hay algo nuevo que aprender. El trabajo de pintar no es la excepción, y verás que para la próxima cometerás menos errores y quedará mejor.

Satisfacción: y este es el punto más destacado de los que gustamos del “hágalo ud mismo”. Algo que hacemos nosotros, no necesariamente luce mejor pero nos llena de satisfacción. Es obvio que no todos podemos tener los mismos gustos.

Teniendo en cuenta los puntos anteriores llega la hora de poner en la balanza qué es lo que más conviene a la hora de pintar tu hogar. También ten en cuenta que en trabajos de gran envergadura muchas veces es conveniente contratar a un pintor, y por el contrario pintar solo una habitación o una sola pared es una tarea espacial para el bricolador.

Publicidad